De mágico huevo y oruga a crisálida sin duda
aparentando simpleza y ocultando la pureza.
de la luz, desde poder y misterio, se da la fuga,
para como bella mariposa expresar naturaleza.

Asi el niño llega al mundo ocultando lo esencial,
y lo llaman el hijo, cuya grandeza hay que mirar,
en su pequeño tamaño, comunicando lo elemental,
sin poder trasladarse, ni sus requerimientos colmar.

Y los amantes serán madre y padre por vocación,
dejando el placer, para juntos anhelar la felicidad,
y con responsabilidad contemplar la gestación,
para luego de nueve meses observar grandiosidad.

En los primeros siete años poder al niño admirar,
con sentida gradualidad para mamá y papá lograr ser,
y junto a los abuelos en alegria y dicha siempre apoyar:
al cuerpo, la mente y lo social, para evitar perecer.

Metamorfosis

Un pensamiento en “Metamorfosis

  • 16 abril 2020 a las 9:11
    Enlace permanente

    Es fundamental tener una instrucción diversa, que abarque lo individual y colectivo, permitiendo que el Niño sea cultivado en todos los aspectos y ayudar a que trascienda e ilumine nuestras vidas, extrayendo lo mejor de cada uno como padres, hermanos, abuelos y demás familiares. La mariposa tiene una misión en la naturaleza, que se va fraguando hasta cumplirla igual que el Niño cuando se transforma en Hombre. Linda metamorfosis . Y a volar como la mariposa de bellos colores y movimientos armónicos. Por un Niño volador!! Un abrazo querido Bosco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.