Cuidar, acompañar, sugerir y consolar,
son acciones que hay que evaluar y valorar
y como pediatra hacer de abogado y actuar,
junto a los padres tratando de no estorbar.

El niño tiene medios para evitar lesionarse y enfermar,
y está en su naturaleza defenderse,rechazando,resistiendo y siendo resiliente para no ser carga y así poder confrontar,
sin discapactarse y peor perecer,cuando está contenido.

Producir moco es recurso de gran beneficio
asociado a estornudo o tos que lo defienden.
Vómito, diarrea y disuria no es perjuicio,
si es entendido por los que nos atienden.

Y la inflamación es para el otro gran recurso
que en nuestros tejidos hace manifestación.
como flogosis se expresa y sigue su curso
y si la respetamos es parte de la solución.

La fiebre es también indispensable,
y al comprenderla permite no perturbar.
tiene evolución y comportamiento deseable
y es defensa con la que hay que colaborar.

Me agrada escuchar “Usted curó a mi hijo” como gratitud,
y replico con humildad “SÍ Curar es CUIDAR”
es alianza, es amor propio,es ser compasivo y tener virtud,
es tener capacidad, vitalidad, consciencia y salud para DAR

Usted curó a mi hijo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.