Soy fruto del fruto,de la alianza,de la plenitud,del auténtico amor,
puedo venir también como producto inesperado del placer y felicidad,
soy presencia que es alegría,dicha,pureza y naturaleza que evita el temor,
requiero que se me respete, se me admire para evitar en lo posible calamidad.

Pendo del cordón umbilical que en conexión me ubica como funambulista,
mi andar en 280 días con mínima superficie de apoyo me permite cruzar,
sin miedo,venciendo la resistencia y en base mi resiliencia no perder la arista,
lo que permite intercambiar materia,energía,información y emociones para avanzar.

Al nacer o separarme de mi madre experimento la sensación de al vacío caer,
me da calma el contactar inmediatamente con su piel y sentir exhausto su calor,
y de a poco ayudado por el tacto,olfato,visión,gusto y poca audición no perecer,
con reconexión,un nuevo cordón para continuar, lo es para mí el pezón y el amor.

A los 9 meses de nacido debo seguir equilibrándome buscando la adaptación,
ahora el cordón deja de tener base material y al parecer aparenta ser virtual,
donde emociones,estados de ánimo,pensamientos,sentimientos;me dan confusión,
con ayuda y apoyo de padres y abuelos seguiré como funambulista en el mundo real.

SOY FUNAMBULISTA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.