Vínculo con Emmita


Me conecto como niño desde el centro,
con palabras muy claras y bien meditadas,
me mantengo en unidad para el encuentro,
uso la inteligencia sin intelecto ni coartadas.

Prefiero la comunidad a la confusa sociedad,
soy niño y soy criatura, la sutileza y la ternura,
muéstrame con el ejemplo concreto la claridad,
ten paciencia, serenidad y evita la premura.

No predomina en mi la humana racionalidad,
mis sentidos son por la sensibilidad superada,
y la mente limitada por el ente con cordialidad,
si me acompañas observarás con clara mirada.

Me inserto en ambiente, el tiempo y la cultura,
pero todo parte de la imaginación y la conexión,
capto la verdad, bondad y la belleza muy pura,
contemplo, medito y soy la auténtica reflexión.

Con Amor para Emmita Emiliana en su cumpleaños

Bosco Alcívar Dueñas.     Emma Garcia Vera. 

Amor topográfico

Si buscas el amor solo por debajo del ombligo, en ese lugar encontraras placer y si acaso felicidad, en la comida, el sexo y el dinero, que, siendo muy necesarios, también nos exponen al peligro.

El amor como expresión de lo divino nos da alegría y dicha y se encuentra detrás y arriba del ombligo, pero justo por debajo de los hombros.
En ese lugar se trasciende con plenitud y gozo.

Hay inteligencia y claridad libre de asombros.

La Tierra Es Unidad

Soy un ser vivo, conjunción de pureza y naturaleza,
con amor me expando a distintas manifestaciones,
para que en armonía y plenitud logren la grandeza,
soy la gran casa, la tierra, lugar de realizaciones.

Me manifiesto en balance a través de cinco reinos,
el animal, el vegetal, el fungí, el protista y el monera,
modulados por los virus que marcan los caminos,
en simbiosis que danza sin premura y sin carrera.

La energía desde el sol, de onda se hace partícula,
la racionalidad con consciencia es lo conveniente,
para lo ecológico, lo social y emancipador de película,
y así ascender, con descendencia y trascender decente.

Si tu prioridad es solo tener, olvidando la sostenibilidad,
y con ego, sin luz, ni unidad, alteras la armonía esencial,
las consecuencias se sentirán alterando tu humanidad,
por el maltrato legendario que olvidó lo trascendental.

Dios es Amor

Es rostro de lo esencial, sagrado y espiritual,
tiene como su corazón la clara inteligencia
y a la ternura como su columna vertebral.
Es clarividencia, es coherencia y es paciencia.

No es el aliado del placer ni de la felicidad,
tiene valor y por precio nunca se lo cotiza,
es básico para la salud y la vida con calidad,
la banalidad y la sola comodidad lo paraliza.

Es debilitado por la ansiedad que da miedo
y anulado por el temido pánico de la depresión,
como por el mal, carente de calma y sin remedio
que desorienta, da soledad y mucha confusión.

Es el depurado entusiasmo que revela pulcritud,
es la alegría que en el aquí y el ahora es la vida,
también la dicha que da el gozo y la plenitud.
El amor es la divinidad que a todo le da cabida.

¿Y mi poesía?

Y llegó el día 14 de enero, que para Amelie es el primero,
sin tiempo y en un espacio de juegos y sueños ilimitados.
Le di un abrazo y conecté con su corazón muy sincero
y dijo: ¿Y mi poesía? Así la inspiración vino de todos lados.

Su alegría y también la dicha son expresadas a plenitud,
con inteligencia, inocencia y también la ingenuidad sin par;
viviendo en comunidad con respeto, amor, pulcritud,
cuidado, asistencia, atención, protección y calidez de hogar.

El cumpleaños es parte del camino que hay que recorrer
para de a poco, con mesura y prudencia conocer lo social,
imaginando, creando, sonriendo y jugando sin detener
y así en silencio desde lo espiritual proyectar lo trascendental.

Niña que nunca abandona la valiosa humanidad ejemplar,
que aprende y desprende lo conveniente y lo habitual.
Amelie es norte para quienes quieran su mundo ampliar
con ocho años y nueve meses de vida y serenidad descomunal.

Sin tiempo

Estoy en conexión firme y permanente con la fuente,
lo que permite gozar de la libertad en comunidad,
sin espacio ni las interferencias confusas de la mente,
ni el tiempo ni la cultura que perturban mi serenidad.

Soy esencia, transparencia y la espiritualidad,
observo, contemplo, reflexiono, medito sin cesar,
con compasión y misericordia expreso bondad,
como unidad no necesito comparar ni contrastar.

Soy plenitud con alegría y dicha que se expande
donde dones y talentos se expresan con inteligencia,
sin déficit, carencias, ni excesos, todo se aprehende,
con mesura, cordura, coherencia y con consciencia.

No tengo la memoria que me encadene al pasado
ni presente como ilusión que es realidad y confusión,
tampoco propósitos para el futuro siempre esperado
Soy presencia, soy divinidad, soy niño, soy la solución.

Resiliencia

Con una crianza muy caótica, confusa y dolorosa, fuí contaminado;
pude con paciencia mis malformaciones y deformaciones corregir;
fui muy carente de lo necesario, del esencial y elemental cuidado;
soy un ser que no tuvo maestro y solo como resiliente pude surgir.

Mantuve permanente conexión aún en la adversidad y en la diversidad;
no pude a tiempo liberar todo mi potencial desde la buena educación,
el ambiente y lo cultural se presentaron como desventaja y oscuridad,
al final en serenidad, con entusiasmo y desde el centro logré liberación.

Soy un ser que ha filtrado la big data para la buena información tomar,
me niego a la instrucción impositiva y que quiere tenerme dominado,
soy autodidacta y libre pensador por lo que no me dejo atormentar,
vivo en sociedad y también en comunidad, pero atento y concentrado.

Carecí de la guía que orienta y acompaña al niño con suma diligencia,
los riesgos fueron muy altos y siempre estuvo ausente la protección.
Solo el amor que está como plan de preeminencia y de contingencia,
en el camino me permitió ver nuevamente la luz con convicción.

Libre sin demanda

Provengo de la fuente y mantengo limpia conexión,
soy niño, soy luz, soy solución y maduro espiritual,
soy libre con máxima identidad desde el corazón,
soy el centro y comprendo lo periférico como trivial.

Lo que requiero fluye en el aquí y el ahora a plenitud,
desconozco la gran oferta y también la demanda,
todo está siempre a mi disposición y con pulcritud,
sin déficit ni excesos, en paz y actitud muy calmada.

Todo es energía manifestada como onda y partícula
que permite lo sublime, lo objetivo y lo subjetivo,
la materia, la información y las emociones como película,
sin descuidar al ser, a lo esencial y lo original primitivo.

Yo soy atemporal, no influenciado por lo cultural,
soy eterno, soy no mente, tengo la mágica resiliencia,
soy inteligente, ingenuo e inocente descomunal

De niño a adulto

Soy coherente con mi esencia
y con la inteligencia descomunal,
para que se de la trascendencia
y lo espiritual se haga muy natural.

Soy también un libre pensador
muy cuidadoso, crítico y creativo,
procuro el bien común y el amor
en el aqui y en el ahora imperativo.

Vivo en sociedad y en comunidad,
respeto las marcadas diferencias
con entusiasmo y sin banalidad,
ansiedad, depresión ni carencias.

Soy adulto que evita la adulteración
por la nociva influencia de lo cultural,
que procura sumisión y la dominación
al niño desde lo embrionario y lo fetal.